ReformersWallHistoria La Comunión Mundial de Iglesias Reformadas

Renovada y reformada La Comunión Mundial de Iglesias Reformadas (CMIR) nace a partir de la histórica fusión de laAlianza Reformada Mundial (ARM) y el Consejo Ecuménico Reformado (CER) en junio de 2010. Los delegados que se reunieron del 18 al 28 de junio en Grand Rapids, Michigan, Estados Unidos, iniciaron un esfuerzo trascendental para unir a los cristianos en el testimonio común y servicio al mundo.

Raíces históricas La CMIR se origina en la Reforma Protestante del siglo XVI liderada por Juan Calvino, Juan Knox y Ulrico Zuinglio, y en los primeros movimientos reformadores de Juan Hus y Pedro Valdo. Actualmente, la mayoría de las iglesias miembros son del sur global y muchas son llamadas a ser testimonio como minorías religiosas en sus países. Actualmente, la CMIR tiene su sede en Ginebra, Suiza. A partir de enero de 2014, las oficinas estarán en Hannover, Alemania.e a partir de la histórica fusión de la Alianza Reformada Mundial (ARM) y el Consejo Ecuménico Reformado (CER) en junio de 2010. Los delegados que se reunieron del 18 al 28 de junio en Grand Rapids, Michigan, Estados Unidos, iniciaron un esfuerzo trascendental para unir a los cristianos en el testimonio común y servicio al mundo.

Propuesta de una unión histórica del CER y la ARM En 2005, la Asamblea del CER resolvió acercarse a la Alianza Reformada Mundial y proponerle una relación más estrecha, de manera que el CER pasara a ser una suerte de “entidad dentro” de la ARM. Más tarde ese mismo año, el Comité Ejecutivo de la ARM aprobó a la idea, pero con opciones más abarcadoras. En enero de 2006, un comité conjunto de ocho delegados propuso que cada una de las dos organizaciones se disolviera y que las iglesias miembros, conjuntamente, formaran una nueva organización, con el nombre sugerido de Comunión Mundial Reformada. Los aspectos culminantes de este histórico proceso están recogidos en estos documentos.

• The REC Extended Executive Committee Consensus Statement (March 2007)
• REC Process Proposal for Proceeding toward the World Reformed Communion (March 2007)
• Letter from Joint Meeting (February 2006)
• A Proposal for a New Global Entity for Reformed Christians (January 2006)

La Asamblea General de Unificación

La Asamblea General de Unificación (AGU) se reunió en junio de 2010 para aprobar la fusión de la Alianza Reformada Mundial (ARM) y el Consejo Ecuménico Reformado (CER) en la organización denominada Comunión Mundial de Iglesias Reformadas (CMIR).

La AGU tuvo lugar  del18 al 28 de junio de 2010 en Grand Rapids, Michigan – una comunidad de los Estados Unidos donde las iglesias miembros de la ARM y del CER tenían tradición de predicar juntas el evangelio de Jesucristo y servir en misión de sanación.

Los delegados/as aprobaron la constitución de la CMIR y emitieron un mensaje para las personas adultas y para los niños y niñas. Viste los archivos electrónicos de la AGU para más información.

Iniciativas revolucionarias La CMIR es mejor conocida por la Confesión de Accra, una declaración revolucionaria que plantea que los cristianos y cristianas son llamados por las enseñanzas bíblicas a ser defensores de la justicia social y económica. La declaración emitida en la Asamblea General en Accra, Ghana en 2004, establece la convicción teológica de que las injusticias económicas y ecológicas de la economía global actual requieren que la familia reformada responda en términos de fe en el Evangelio de Jesucristo.

La oposición al régimen del apartheid en Sudáfrica llevó al movimiento de iglesias reformadas a debatir y reconocer la importancia de la Confesión de Belhar  en la Asamblea General de la ARM en 1982 en Ottawa, Canadá. La declaración rechaza toda doctrina eclesiástica que “sancione en el nombre del evangelio o de la voluntad de Dios la separación forzada de personas por motivos de raza y color”.

El trabajo que realiza el movimiento de iglesias Reformadas sobre la intersección entre la teología y lo social continúa hoy con la Declaración de Cartigny emitida en una reunión teológica consultiva en 2010 y la Declaración de Johannesburgo dada a conocer por personas defensoras de la justicia en el año 2009. Un informe presentado ante la Asamblea General de Unificación en 2010 por iglesias alemanas y sudafricanas dejó constancia de un proceso de reflexión sobre las diferencias de opinión en relación con la Confesión de Accra. Los análisis llevaron a nuevas percepciones sobre puntos divergentes y, finalmente, a un entendimiento compartido de los términos utilizados en el documento de Accra. El informe se titula Soñando juntos un mundo diferente.